Buscar

Sonia María García García

Escritora

Las sierras de Galicia

Las sierras de Galicia

Una vez recorrida la costa en nuestro primer viaje por Galicia a través de estas páginas, empezaremos nuestro viaje por las Sierras Septentrionales. Son éstas superficies aplanadas levantadas por la tectónica que en este sector ha actuado con fuerza. La acción fluvial y los cambios climáticos han sido elementos con un papel fundamental en su aspecto actual. Es importante, además, la variada litología existente que ha favorecido el modelado de un relieve contrastado. El Monte Guriscado, los Montes do Xistral, el Cordal de Neda…. son parte de estas sierras.
Las Sierras Centro-occidentales o Dorsal Gallega  se extienden de N a S, desde la Serra Faladoira hasta Faro de Avión, aumentando su altitud cuanto más hacia el S. Están formadas por:
La Serra Faladoira que presenta un relieve apalachense hacia el O. Se trata de una alternancia entre valles profundos y abiertos con crestas suaves con resaltes de cuarzo y cuarcita. La Serra da Loba y el Cordal de Montouto, con una máxima cota de 742 m. y morfología aplanada. La Serra de A  Cova da Serpe y O Careón. Es una sierra suave basculada hacia el E. Dominan los esquistos, granitos y » ollo de sapo«.  La máxima altura es el Pico Cova de 841m. La Serra do Farelo formada por una serie de escalones aplanados desde los 800 m. a los 500 m., sin grandes desniveles. La Serra do Faro  que divide las comarcas del Deza y Asneiro de las de Chantada. Está formada también, como la anterior,  por varios escalones a distintas altitudes. Su máxima cota está en el Pico Faro de 1187 m.
Hacia el S el relieve es más movido. Se alteran bloques levantados con bloques hundidos. Las sierras se ramifican y adquieren mayor volumen: Montes do Testeiro con morfología aplanada en las cumbres, Serra do Suido y Serra do Cando (suaves pero llegan a los 1000 m.), Serra do Faro de Avión, formada por varios niveles aplanados entre los 1000 m. y los 600 m. con laderas  empinadas y valles encajados.
Al S se extiende un área muy degradada por la morfogénesis fluvial de los afluentes del Miño. El relieve se descompone en sectores aplanados cortados por valles fluviales. El Valle del Miño, entre O Ribeiro y As Neves presenta una morfología cerrada. Las fracturas han favorecido un juego de bloques y han engendrado un valle tectónico con frecuentes cambios de dirección. Además, y por el mismo motivo, las fuentes termales jalonan el valle entre Orense y Tui. 
Las Sierras Orientales y Sudorientales se elevan ya hasta los 2000 m. de altitud. El tránsito entre la Galicia interior y estas sierras se hace a través de altas tierras o pequeñas sierras y depresiones tectónicas.
Las Sierras entre el Eo y el Sil se han engendrado sobre materiales pizarrosos, cuarcitas y calizas. Destacan: O Pozo, Portelo, Pedruñales, Foncuberta, Calamouco, Ancares, Piornal, Rañadoiro, Caurel y Serra dos Cabalos. Son una sucesión de crestas y valles. En muchos casos son interfluvios coronados por crestones de cuarcita. La acción de los ríos ha sido fundamental en ellas, junto con los movimientos tectónicos y el modelado glaciar y periglaciar.
 
Valle del Eo en su nacimiento
 
Cascada de Vilarxubín (A Fonsagrada). La más alta de Galicia con más de 50 metros de caída. El río Porteliña no puede salvar la cresta de cuarcitas que forman una falla y salta al vacío. 
Montañas de A Fonsagrada en el valle del río Suarna, al fondo, las sierras asturianas de Ibias
Cresta cuarcítica en A Pena do Inferno (A Fonsagrada)
Morrena glaciar

Detalle

Detalle
A Serra de Ancares  es de las más importantes del sector. Sus cotas máximas son el Pico Cuíña (1987 m.), el Mustallar (1924 m.) y el Miravalles (1969 m.) . Está formada por una sucesión de valles en paralelo labrados por los afluentes de los ríos Navia y Sil y crestas alomadas, con barras cuarcíticas resaltando en ocasiones. Sus valles son muy profundos y hay huellas de glaciarismo de cumbre, pequeños circos y valles en U (típicos tras la excavación por parte de un glaciar). Pueden verse también morrenas. En las vertientes, existen restos de modelado periglaciar: derrubios estratificados, coladas de bloques



Las tres fotografías anteriores son de los Ancares vistos desde A Fonsagrada



Valle del Ser

 Miravalles (1969 m.)

Valle del Balouta

Derrubios

Detalle de cresta de cuarcita

Valle glaciar en U

Cresta cuarcítica en Rao

Morrena glaciar cercana a Piornedo (Cervantes)

Sierras ancaresas

Tres Bispos (1798m.) y Os  Penedois (1787m)

Los bosques de frondosas tienen en Ancares grandes representantes


Ancares al fondo nevado desde O Cebreiro (Pedrafita) . En primer plano valle del Navia.
La Serra do Caurel  es muy similar a la anterior. En este caso recorrida por los afluentes del Sil (Lor, Soldón y Quiroga). El relieve es movido, los valles muy encajados y sus alturas máximas son el Formigueiros (1643 m.) y el Piapaxaro (1610 m.). Existen también huellas glaciares y periglaciares. 

A Devesa da Rogueira se ha instalado sobre un antiguo  circo glaciar

Valle del Lor. En la parte media izquierda observamos el hayedo de Sisto

Donde los ríos no pueden encajarse se forman cascadas como la de Vieiros (Quiroga)

En O Caurel, es frecuente encontrarse formaciones kársticas como estas estalactitas o el sifón de la foto siguiente, por afloramientos de rocas calcáreas. En este caso las fotos han sido tomadas en O Val Das Mouras (O Caurel).

En O Pozo das Mulas (las «mulas» son las enormes rocas que vemos en la fotografía) es posible ver enormes morrenas que el hielo arrastró hasta aquí en épocas mucho más frías. (O Caurel)

 Valle del Lor hacia el norte

Cordal de O Courel

 Hacia el Formigueiros (1643m. )

 Piapáxaro (1610 m.)

Morrenas

Pliegues de Froxán

Valle del Lóuzara

Sierra de Cereixido (Quiroga)
Al Sur del Sil encontramos el Macizo de Manzaneda que está compuesto por las Sierras de Queixa, San Mamede, O Burgo, As Corzas y los Montes do Invernadeiro. Predominan en todas ellas los granitos y las pelitas. La Serra de Queixa  presenta una monotonía en las cumbres pero gran vivacidad en los valles  que la bordean. Aparecen cascadas. Es nítida la huella de los circos glaciares  que han suavizado las formas del centro y arrastrado materiales hacia los bordes  (por encima de los 800 m.). Por debajo, en las vertientes actuó el periglaciarismo. En la Serra de San Mamede encontramos de nuevo un relieve de valles y crestas consecuencia de los materiales que la conforman: esquistos con capas de cuarzo y cuarcita que quedan en resalte. En el caso de los Montes do Invernadeiro son las pizarras las que se alternan con las cuarcitas creándose valles paralelos y crestas. Aparecen también valles disimétricos  y huellas de glaciarismo y periglaciarismo. El Macizo de Trevinca está formado por la Serra do Eixe y de A Carba. Su morfología es alomada pero con encajamiento de los ríos Bibei y Casaio. Glaciarismo en las cumbres y modelado glaciar también en los valles. Se repiten las características en la Serra Segundeira. Las sierras de Larouco, Xurés o Santa Eufemia están modeladas en granitos y basculadas por la tectónica y disecadas por la acción de los cauces de agua. Glaciarismo y periglaciarismo. Acabamos este apartado de las sierras con las de Leboreiro y los Montes do Quinxo.

Xurés

Corga de Fecha (Xurés)

Xurés, erosión del granito

Valle del Río Caldo (Xurés)

 Xurés

Río Caldo con marmitas de gigante por la erosión del granito
GLOSARIO


SEPTENTRIONAL: al norte


OLLO DE SAPO: Gneis con incrustaciones de cuarzo con aspecto de “ollo de sapo”.


MORFOGÉNESIS FLUVIAL: acción de los ríos sobre las formas del relieve.


DEPRESIÓN TECTÓNICA: es una fosa limitada en ambos lados por fallas entre las cuales el terreno se ha hundido por efecto de fuerzas internas


INTERFLUVIO: espacio entre dos ríos.


MODELADO GLACIAR: Es el relieve efecto de una glaciaciónedad de hielo o periodo glacial que es un periodo de larga duración en el cual baja la temperatura global del clima de la Tierra, dando como resultado una expansión del hielo continental, los casquetes polares y los glaciares.


MODELADO PERIGLACIAR: es el efecto en el relieve en zonas con condiciones climáticas frías, próximas al medio glaciar, en el espacio o en el tiempo, en las que la acción de la helada es el proceso dominante.


MORRENA: Montón de rocas y barro acumuladas por un glaciar.


VALLE DISIMÉTRICO: valle en el que las laderas no tienen la misma pendiente.


GLACIS: suave pendiente formada por deposición de  partículas finas.


ABANICO ALUVIAL: acumulación de material, especialmente arenas y gravas finas, en forma de abanico o cono, depositados por una corriente de agua en el punto donde abandona un valle angosto que atraviesa un macizo montañoso y se abre a una llanura o valle principal.




Bibliografía:
– DERRUAU: Geomorfología
Editorial Ariel, 1991
– PÉREZ ALBERTI, A.: Xeografía de Galicia, Tomo I : O
Ed. Sálvora, La Coruña, 1982
– V.V.A.A.: Geografía de Galicia, Tomo I
La Opinión, La Coruña, 2000

¿Te ha gustado? ¡compártelo!

Más del blog

«Castañilandia», solicita tu ejemplar

Solicita aquí tus ejemplares del libro ilustrado CASTAÑILANDIA Portada Contraportada Título: CASTAÑILANDIA Autora: Sonia María García García Ilustradora: Virginia González Editorial: Círculo Rojo Páginas: 40 Libro ilustrado, tapa blanda. Precio: 16.95 euros + 3 euros gastos

Escríbeme

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad